FUECYS LISTA 3

Federación Uruguaya de Empleados de Comercio y Servicios

Empresarios y Trabajadores difieren sobre solicitud de más juzgados laborales

Posted by FUECYS LISTA 3 en 9 febrero, 2012

Empresarios y Trabajadores difieren sobre solicitud de más juzgados laborales
Para Juan Mailhos, de la Cámara de Comercio, no es necesaria la creación de más juzgados y se debe actuar con otra diligencia; por su parte, Fernando Pereira, del PIT-CNT, considera que el pedido es positivo
El pedido de implementar más juzgados laborales, para agilizar los juicios en ese rubro, que este miércoles hizo el saliente presidente de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), Leslie Van Rompaey, fue visto con ópticas diferentes y encontradas por representantes de los empresarios y de los trabajadores.
Para Juan Mailhos, gerente jurídico de la Cámara de Comercio, no es necesaria la creación de más juzgados y lo que se debe hacer es actuar con otra diligencia. Por su parte, Fernando Pereira, coordinador y secretario de Finanzas del PIT-CNT, considera que el pedido realizado por el ex titular de la SCJ es positivo.
“Industria del juicio laboral”
Consultado al respecto, Juan Mailhos, indicó que los procesos laborales han cambiado debido a la nueva ley del proceso laboral abreviado, la que genera que estos procedimientos “de escasa cuantía” tengan un procedimiento más acelerado.
“Nosotros en realidad entendemos que los procedimientos laborales tiene una duración que ha sido bastante acortado y en realidad no vemos necesaria la creación de nuevos juzgados laborales, el único tema es que deberían actuar con otra diligencia”, dijo a El Observador.
Para el gerente jurídico de la Cámara de Comercio, la legislación “está fomentando la judicialización de una cantidad de asuntos y se está generando, por esa vía, una industria del juicio laboral que es lo que en definitiva atasca el trabajo de los juzgados existentes”.
“Quizás una legislación un poquito más razonable y equilibrada permitiría un procedimiento laboral más corto y más ajustado”, agregó.
Mailhos reconoció que estos procesos abreviados requieren un trabajo muy sincronizado, “porque hay que fijar audiencias y demás”, pero entiende que era una situación que ya era previsible en el momento que se generó la ley. “El tema no se soluciona con la creación de nuevos juzgados sino con la racionalización que tienen los ya existentes”, comentó.
“No hay que olvidar que hoy los créditos laborales tienen una fórmula de ajuste que también precave al eventual trabajador, si es que tiene razón, de que ese crédito sea actualizado, así que no vemos razones suficientes para que rápidamente se constituyan más juzgados”, agregó.
“Todavía los juicios siguen siendo lentos”
Por su parte, Fernando Pereira, calificó como “positivo” el pronunciamiento realizado por Van Rompaey. El dirigente recordó que la misma fue impulsada por el movimiento sindical por varias razones.
“Buena parte del sector empresarial despedía o tenía deudas con los trabajadores y producto de la duración de los juicios laborales el trabajador terminaba arreglando por una suma de dinero muy inferior a la que el empresario le debía, porque sabía que su demanda iba a demorar años o meses muy largos y efectivamente precisaba dinero”, comentó, al indicar lo que pasaba antes de que se aprobara la ley.
Para evitar esos casos, Pereira considera que el pedido de más juzgados es favorable a los trabajadores. “Creemos que se debe actuar rápidamente para que el Poder Judicial cuente con las herramientas indispensables para rápidamente, como lo indica la ley, decidir y que los trabajadores no terminen regalando su dinero por el tiempo que demora el juicio”, manifestó.
Sin la ley, se trataba de “un sistema perverso”. “Si el juicio demora un dos o tres años, el trabajado cómo va esperar tanto tiempo para cobrar sus créditos laborales”, preguntó.
Agregó que había casos en los que los empleados intentaban negociar lo mejor posible pero su propio abogado les aconsejaban aceptar una fórmula a veces por el 30 o 40% de los adeudos. “Por lo tanto, el empleador se ahorraba una buena parte de lo que debía simplemente por la demora de los juicios laborales”, comentó.
“Esto era una especulación. Cuando se iba al acuerdo en el mercado de trabajo el empresario especulaba y decía “vamos a juicio. Total, el día que lo tenga que pagar van a pasar dos o tres años”. Como el trabajador es el que tiene la necesidad real en ese momento terminaba acordando por una cifra inferior”, describió Pereira.
El dirigente del PIT-CNT señaló que la ley de abreviación de los procesos laborales es “muy importante para el movimiento sindical” y destacó que ahora resta la segunda parte que es “poder cumplirla” en los juzgados.
“Todavía los juicios siguen siendo lentos”, destacó. “Cuando tenga una aplicabilidad real y la totalidad de los juzgados estén en funcionamiento y los juicios laborales duren lo que tenga que durar, sin duda que los casos van a bajar porque el trabajador va a esperar ese tiempo con tal de cobrar el 100% de lo que le debe el empresario”, comentó.
Fuente EL OBSERVADOR 2 de Febrero de 2012

Sorry, the comment form is closed at this time.

 
A %d blogueros les gusta esto: