FUECYS LISTA 3

Federación Uruguaya de Empleados de Comercio y Servicios

LAS CARAS OCULTAS DEL ÉXITO DEL CONSUMO MASIVO II

Posted by FUECYS LISTA 3 en 4 julio, 2008

Por Jorge Peloche.  (Scrio. Educación de FUECI)

En un artículo anterior (véase nº9 de la revista de FUECI) intentamos mostrar como el “éxito” de comercialización de bienes y servicios, en particular en las grandes superficies tenia varias contracaras que hacían que pongamos en cuestión algunas de las aristas de dicho fenómeno, como por ej., desde la perspectiva de los trabajadores que se desempeñan en estas “catedrales del consumo”, la carga de horarios extendidos, la falta de instalaciones mínimas como salones comedores y baños para el personal, la inexistencia de guarderías para los hijos de los funcionarios, el clima de trabajo que se vive ante un público “educado” para exigir y demandar atención inmediata y servicial, lo cual genera para las trabajadoras y trabajadores una vivencia clara de malestar y estrés laboral, provocado en parte por la gran presión de las exigencias de la tarea. Por todo ello y algunas consideraciones más es que desde nuestra perspectiva las grandes superficies son catalogadas como LUGARES DE TRABAJO NO-SALUDABLES.
Continuando en esta línea de análisis es que nos vamos abocar a un fenómeno sumamente interesante: hace algo más de un mes integrantes de la Comisión de Salud laboral del PIT/CNT y la Secretaria de Educación de FUECI tuvimos acceso a un Formulario de Solicitud de ingreso de una de las principales cadenas de Supermercados de nuestro país. La sorpresa fue importante cuando vimos que entre la batería de las preguntas que se realizaban a los postulantes se encontraban tres secciones completas dedicadas a indagar (a inquirir sería el mejor término, ya que compararemos esta actitud de la cadena de supermercados en cuestión, con los dispositivos desplegados por la Sagrada inquisición –¿se imagina, estimado lector?) sobre los hábitos y conductas de consumo personales, de los postulantes, vinculados con el consumo de tabaco, alcohol, psicofármacos, y drogas ilegales (¿ qué tal?!).

Que quede nuestra postura en claro: no vamos a hacer apología de los consumos, ni a defender la legalidad de determinadas sustancias, estamos convencidos de que la Salud de las personas depende en gran medida de Estilos de Vida Saludables, y agentes como el alcohol y el tabaco, en muchas circunstancias, no son justamente factores de salud, ahora bien tampoco contribuye a un estilo de vida saludable estar 8 o mas horas desempeñando la misma tarea (cajera/o de supermercado p.ej.) sin posibilidades de desarrollar creatividad o iniciativa durante la interminable jornada laboral. Pero hay un aspecto mucho mas serio y delicado: ¿qué derecho tiene una Empresa a inquirir sobre Estilos de Vida a los postulantes a un cargo?, ¿hasta dónde puede llegar el control de una empresa en relación a sus empleados?, controla el tiempo en que están abocados a cumplir con el contrato, ¿pero tiene derecho a entrometerse o inquirir sobre el sagrado recinto de la Vida Privada de las personas?. Para ser claros: ¿qué le importa a una empresa si una empleada cunado termina su horario de trabajo se reúne con tres amigas y realizan un consumo social de alcohol?, o peor aún ¿qué actitud tomará el dpto. o sección de selección de personal ante un postulante que confiesa (ante la “Comercial Inquisición”) que debe tomar, por prescripción médica, ansiolíticos y pastillas para dormir?, (porque entre otras cosas el trabajo enajenado que desempeña lo ha angustiado al punto de necesitar medicación).

Intentemos desentramar la racionalidad de esta postura empresarial, porque no creemos que las empresas hayan enloquecido, cosa que sería una salida elegante. Pongamos una cierta perspectiva histórica: desde la segunda mitad del siglo XIX y durante gran parte del siglo XX las sociedades occidentales, en el plano de la subjetividad, se preocuparon y ocuparon de lo que autores como J.P.Barrán  llamaron el Disciplinamiento (una serie de dispositivos sociales disciplinantes para la convivencia en una sociedad Moderna) esto en nuestro país se ve claramente en  alguna de las facetas de la Reforma Vareliana, educación Laica, Gratuita y OBLIGATORIA  para todos, de modo que nadie podía quedar por fuera del principal dispositivo disciplinador de la Escuela. Avanzado el fin del siglo XX y comienzos del XXI el objetivo ya no es el Disciplinamiento (ese objetivo ya se logró) ahora se trata del Control, control de los cuerpos de los trabajadores en las fábricas, talleres o locales comerciales qué como en la escuela no pueden moverse ni para ir al baño si no son autorizados. Control del tiempo que los cuerpos dedican a las tareas concretas del trabajo, y cómo esto ya se ha logrado, ahora los Dispositivos de Control avanzan sobre el reducto de la Vida Personal (fíjense la proliferación de “Realitys” dónde lo que debiera ser  privado se vuelve público), sólo que en el caso de las Empresas hay una lógica muy fuerte de inclusión-exclusión detrás de las preguntas planteadas en el formulario de solicitud de empelo, ¿sino para que se hace un formulario de solicitud de empleo con tales inquisiciones?

Para finalizar por ahora, un recuerdo de los años noventa: mi hermano mayor estaba sin trabajo, y siendo del gremio gastronómico fue a solicitar empleo en una de las dos mayores cadenas de hoteles de nuestro país, le entregaron, luego de varias entrevistas, un extenso formulario de solicitud de empleo, y en él figuraban hacia el final preguntas acerca de la actividad sindical del postulante, se preguntaba si estaba afiliado a  algún sindicato, y si estaba afiliado al pit/cnt, mi hermano nunca llenó ni entrego dicho formulario, al poco tiempo se fue a trabajar a la Argentina (año 1993, gobierno del Dr. Lacalle)  buscando poder trabajar sin tener que vender el alma…

Sorry, the comment form is closed at this time.

 
A %d blogueros les gusta esto: